¡Hola manitas!

Con el puente de diciembre a la vuelta de la esquina, os hago llegar una propuesta beneficiosa para nuestra salud: parar durante 1 o 2 horas para hacer esta actividad.

Sí, has oído bien: ¡Parar!

Parar y disfrutar de los pequeñines de la casa haciendo los adornos de navidad que os propongo en esta entrada.

“Estoy estresad@” es una de las frases que probablemente más escuchemos a nuestro alrededor, y es que vamos tan rápido y el entorno nos exige tanto que realmente se convierte en un sentimiento muy común entre la población.

El estrés no es más que una reacción natural ante un estímulo que nos estresa, lo cuál puede resultar positivo ya que provoca que actuemos evitando peligros o respondiendo a las demandas del ambiente. El problema viene cuando este estado se prolonga en el tiempo y se mantiene vivo aún cuando aquello que nos molesta ha desaparecido. Es entonces cuando deja de ser funcional y se convierte en un riesgo para nosotros.

Continuamente nos rodean factores estresantes: sobrecarga laboral, dificultades económica, problemas familiares… Por desgracia (o suerte, según se mire), los problemas cotidianos siempre van a existir y dependerá de ti la actitud que tomas ante ellos.

El otro día me dijo una buena y luchadora mujer: “hay que hacerle caso a las señales del cuerpo para parar a tiempo”. Así que vamos a hacerle caso y a pasarlo bien un ratito.

He hecho una selección de algunos adornos navideños que me han parecido bonitos y fáciles de hacer, así podremos compartir esta actividad que los niños.

Bolas para árbol de navidad

Fuente de la imagen

Estas bolitas están hechas de Goma Eva, material muy fácil de utilizar. Tan sólo tienes que recortar siluetas y pegar.

Bolas para árbol de navidad

Fuente de la imagen

Esta bola está hecha con una técnica muy fácil y muy utilizada en el mundo de las manualidades.

Necesitarás un globo (o tantos como bolas hagas), cuerda (la que hayas elegido previamente) y cola de carpintero (que no deja residuos).

Hincha el globo y ve enrollando la cuerda alrededor de él, dándole capas de cola. Cuando haya conseguido el aspecto que quieres, déjalo reposar hasta que esté bien seco. Una vez seco, pincha el globo y retira sus restos. ¡Voilà!

Estrella para decorar árbol de navidad

Fuente de la imagen

Estas estrellas se hace con los palos que los médicos utilizan para bajar la lengua.

Píntalas o decóralas como más te guste y pega los palos formando la estrella. Se me ocurre que deben de quedar muuuuy chulas con cintas Washi tape :).

Adornos para el árbol de navidad

Fuente de la imagen

Este adorno es muy muy fácil de hacer y, bajo mi punto de vista, uno de los más bonitos ya que recrea la naturaleza.

En unas de tus escapaditas al campo, selecciona y recoge las piñas que vayas encontrando.

Puedes darle una capa de purpurina, pintarlas, dejarlas naturales… ¡a tu gusto! Dale tu toque personal.

Las piñas dan mucho juego y son un elemento fundamental en la decoración navideña. Fíjate en este árbol de navidad tan original:
árbol de navidad para hacer con niños

Fuente de la imagen

Para este adorno necesitas piñas que estén abiertas. Pégalas en una base y añádele las bolitas de tela (bolitas que puedes rellenar con el material que quieras: arena, algodón, relleno de fibra, etc).

Os dejo más arbolitos para hacer:

Fuente de la imagen

árbol de navidad

Fuente de la imagen

árbol de navidad

Fuente de la imagen

Árbol de navidad con cuerda y botones

Fuente de la imagen

Árboles de navidad

Fuente de la imagen

Por último, encontré esta guirnalda hecha con pinzas de la ropa. Me ha parecido de lo más original.

Corona de navidad con pinzas de la ropa

Fuente de la imagen

Enséñale a los peques las opciones y elegir cuál o cuales son las actividades que más os gustan.

Espero que lo paséis genial porque ese es el objetivo :).

¡Disfruta creando!

Adornos de navidad para hacer con niños

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *