Os traigo una divertida actividad para compartir con los pequeños. Se trata de un rebaño de ovejas hecho con palos de polo y algodón.

Es muy fácil de hacer, sólo necesitas palitos (tantos como ovejas tenga vuestro rebaño), pintura, algodón y ojos para decorar.

En primer lugar, crea unas orejas (de papel, cartulina, goma eva…¡como quieras!) y pinta tu palo del mismo color. Por otro lado, haz 7 rollitos de algodón y pégalos de la forma que muestra la imagen. Una vez que todo se haya secado, pega los rollitos de algodón a tu palo y decóralo con los ojos. ¡Ya tienes tu primera oveja del rebaño! Haz lo mismo con el resto.

Os aseguro que tenéis diversión asegurada para un rato.

Para ver la fuente original, pincha aquí.
Ovejas con palos de polo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *